Red Matter 2 Análisis: vení a cumplir tu sueño de ser astronauta

744

Tras el éxito de su primera entrega, Vertical Robot decidió lanzar una segunda parte de Red Matter. Un título que nos invita a sumergirnos en una aventura narrativa repleta de puzles en medio del sistema solar.  

De guerras, soviéticos y, por su puesto, espías 

Antes de ahondar en la historia es importante aclarar algo: si no jugaste la primera entrega vas a entender poco y nada de esta. Si no querés o no podés acceder al primer título, recomiendo mirar previamente un walkthrough del mismo antes de sumergirte a esta segunda parte.

Si bien la historia consigue ser medianamente entretenida, la realidad es que cae en todos los clichés habidos y por haber

Red Matter 2 nos traslada a los confines del espacio, en un mundo futurista golpeado por una terrible guerra. Como jugadores, nos pondremos en la piel de Sasha, quien se encuentra atrapado en una base soviética –sí, para sorpresa de nadie son los malos–. Inmediatamente, una amigable voz (una agente infiltrada, dah) aparece en nuestro rescate.

Pero, como quien no quiere la cosa, cuando estás a punto de conseguir ser un humano libre y feliz, te topas con una señal de auxilio de alguien de tu pasado. Y, como Brad Pitt hizo en Ad Astra, te sumergís en un viaje a lo largo y ancho del sistema solar en busca de tu tan adorado amigo. 

Si bien la historia consigue ser medianamente entretenida, la realidad es que cae en todos los clichés habidos y por haber relacionados a grandes potencias enfrentadas. En ese sentido, hasta una producción promedio de Netflix tiene un poco más de seriedad en el asunto.  

Aventura, puzles y un poco de combate

¿De chico soñabas con ser astronauta y/o viajar al espacio? Bueno, Red Matter 2 te da la posibilidad. A través de sus puzles, esta aventura narrativa nos invita a recorrer los lugares más profundos del sistema solar.

Para nuestra suerte, la dificultad de dichos puzles va creciendo a medida que más y más nos adentramos en la historia. De esta manera, es fácil avanzar sin mayores contratiempos. Esto, además, sin ser extremadamente fáciles; no toman de tontos a sus jugadores (punto no menor).

Los “acertijos” no sólo van in crescendo a medida que avanzamos, sino que también van reinventándose. Otro dato no menor. Esto ayuda a que la experiencia no se torne reiterativa. Constantemente se nos motiva a enfrentarnos a un nuevo desafío.

Para poder resolver estos puzles en cuestión, contamos con una herramienta de agarre (disponible en ambas manos) que nos permitirá interactuar con básicamente todo lo que esté a nuestro alrededor. En la mano izquierda además hay un escáner que nos explicará cada uno de los elementos en cuestión (y nos traducirá los documentos soviéticos).

Como frutillita del postre, contamos con un jetpack. Sí, leíste bien. Si bien es una mecánica simple, al estar incluida en un título VR aporta muchísimo. La sensación de elevarse en el aire y poder volar por unos segundos es magnífica. 

Además de los puzles, Red Matter 2 también cuenta con combate. Un mecanismo que se añade recién a mitad del juego. La realidad es que este punto es completamente prescindible. Los combates no sólo son escasos, sino que además pecan de básicos. No funcionan ni siquiera como una bocanada de aire fresco. 

Nada que envidiarle a un AAA

Los títulos en VR son por demás impactantes en cuanto a sus gráficos gracias a la inmersividad que proporcionan los cascos. Sin embargo, el apartado visual en sí muchas veces se ve limitado debido al motor que ofrece la realidad virtual.

Son contados con los dedos de una mano los juegos donde podemos comparar la calidad gráfica de un título de VR con un título de PC o consolas.

Red Matter 2, por su parte, no tiene nada que envidiarle a esos títulos. De hecho, suma un dedo más en esa limitada lista.

No sólo es una experiencia inmersiva, sino que es una experiencia completa en ese sentido. Los escenarios se encuentran perfectamente detallados. Y no solo eso. Contamos con decenas de escenarios. El título nos lleva y nos trae constantemente entre lugares. Y cada uno de ellos se diferencia del anterior, tanto desde lo visual como desde la construcción en sí.

LO MEJOR

  • Su apartado gráfico, en todos sentidos.
  • Los puzles son entretenidos y variados.

LO PEOR

  • La historia peca de ser cliché.
  • El combate no pincha ni corta.

Red Matter 2

  • 8.0

    Score

    Red Matter 2 no tiene nada que envidiarle a ningún título AAA de VR. Nada. Su apartado gráfico no sólo es inmersivo, sino que tranquilamente se puede comparar con lo que ofrecen títulos de PC y/o consolas. Su jugabilidad es entretenida. La variedad de los puzles ayuda a que la experiencia no se torne reiterativa. Su historia, sin embargo, cae en demasiados lugares comunes que, a esta altura del partido, ya deberían haber sido eliminados.
User Rating: 0 ( 0Votes )


Periodista. Amante del cine y de los videojuegos. Siempre del lado Riquelme de la vida. Podra ver los captulos de Friends en un bucle infinito y no aburrirme nunca.


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: