Super Monkey Ball Banana Mania: a 20 años de su primer lanzamiento

396

Las compañías tienen bien en claro que los aniversarios de sus joyas más preciadas no pueden pasar desapercibidos. Es por eso que SEGA aprovechó los 20 años del Super Monkey Ball para lanzar la versión Banana Manía, donde podremos repasar los mejores momentos de la saga protagonizada por AiAi y sus amigos. 

Super Monkey Ball Banana Mania se encuentra disponible para PC, Nintendo Switch, PS4 y PS5 y Xbox One y Xbox Series X.

Un recopilatorio de sus mejores momentos

Con la excusa de su vigésimo aniversario, SEGA decidió recopilar y remasterizar las primeras tres entregas del Super Monkey Ball. Si bien, en términos generales, Banana Manía no es mas que una reedición en alta calidad de los pasados títulos, la compañía añadió algún que otro contenido extra. Nota que debería tomar otras compañías ladris que piensan que uno solo se contenta con gráficos apenas mejorados.  

Para mencionar alguno de estos cambios –aunque de algunos habláramos en detalle más adelante– nos encontramos con un retoque en las físicas del juego, cambios en la dificultad de algunos niveles y la sorpresiva eliminación del sistema de vida. En su apartado artístico, más allá de las mejoras en sus gráficos, también nos encontramos con una banda sonora completamente nueva.

Quienes no estén al tanto de este mundo repleto de monos les quiero hacer una pequeña advertencia: la premisa es extremadamente sencilla y absolutamente difícil en partes iguales. Veamos: en términos generales Super Monkey Ball no es más que un juego de plataformas, el problema es que no te da un solo segundo de tranquilidad para que puedas pasar sus niveles.

Nunca insulté tanto a un mono en mi vida

En resumidas cuentas, en Super Monkey Ball controlamos a un mono que se desplaza dentro de una bola, con el objetico de llevarlo hasta la meta. Sí, el concepto no puede ser más sencillo. Pero, claro está, no todo es color de rosas. Hay muchas cuestiones a tener en cuenta. Hay un sinfín de escenarios a los que debemos hacerle frente. A los pocos minutos, la experiencia termina convirtiéndose en una tortura casi imposible de superar.

Cuando digo que nunca insulté tanto a un mono en mi vida lo digo enserio. Y sí, ya sé que el mono en cuestión no tiene la culpa de mis paupérrimas habilidades como jugadora, pero el nivel de Super Monkey Ball es realmente muy difícil. De hecho, cuando ya perdiste varias veces en un mismo nivel, el juego te da la opción de activar una pequeña ayuda para guiarte.

Porque, como si los escenarios no fuesen lo suficiente difíciles por sí, donde nos encontramos con lugares extremadamente angostos o con plataformas que se mueven de un lado para otro, el título también nos da un tiempo determinado para llegar a la meta. ¡Así no se puede, viejo!

Dejando de lado las (no)quejas, Super Monkey Ball es un título perfecto para los amantes de los desafíos. Realmente te pone a prueba en cada nivel. Y cuando pensabas que nada podía ser peor, pasas al siguiente nivel, donde, claro está, todo es absolutamente peor que lo anterior.

Relucí el lado competitivo que hay en vos

El modo historia nos ofrece horas y horas de diversión –los completacionistas podrían pasarse la vida entera en esa fase–. Pero, la diversión no termina ahí. Super Money Ball nos ofrece además una sección de mini juegos para disfrutar hasta con cuatro amigos. Entre ellos se encuentran mini golf, fútbol, pool, bowling, carreras, étc. Para los competitivos natos esta sección es, básicamente, oro puro. Nada como batirte a duelo con la persona que tangas al lado para demostrarle quién es el que manda (?).

Apartado artístico con una pincelada extra

Super Monkey Ball es un claro reflejo de la estética que predominaba en el mercado en los 2000. Si bien sus colores tan vibrantes y característicos siguen marcando la cancha dentro del juego, aún 20 años después, el título claramente pasó por la sala de maquillaje: la entrega ahora se encuentra dentro del grupo de “alta resolución”. Aunque, claramente, esto es algo completamente esperable para una remasterización.

La que sí pasó directamente por la sala de cirugía estética y se cambió por completo es la banda sonora. Eso sí, sus cambios no alteraron su motor principal: sonidos alegres que acompañan cada uno de los temibles niveles.

CONCLUSIÓN

Banana Mania es un guiño perfecto para cualquier amante del Super Monkey Ball. No solo fueron a lo seguro (como mejorar el apartado gráfico), sino que decidieron agregar múltiple contenido extra. Y en estos tiempos hay que valorar a las compañías que no nos quieren sacar pesos de los bolsillos a cambio de básicamente nada.

Para los amantes de los desafíos Super Monkey Ball también es un título perfecto. Su extrema y delirante dificultad hace que no sea un título para cualquiera. Pero para esos pocos es una entrega que será por demás satisfactoria.

Requisitos del Sistema

MÍNIMO: Requiere un procesador y un sistema operativo de 64 bits – SO: Windows 8.1 64bits – Procesador: Intel Core 2 Duo E8400 or AMD Phenom II X2 550 – Memoria: 4 GB de RAM – Gráficos: NVIDIA GeForce 8800 GT, 512 MB or AMD Radeon HD 5750, 1 GB – DirectX: Versión 9.0 – Almacenamiento: 4 GB de espacio disponible

RECOMENDADO: Requiere un procesador y un sistema operativo de 64 bits – SO: Windows 10 – Procesador: Intel Core i3-540 or AMD Phenom II X4 965 – Memoria: 4 GB de RAM – Gráficos: NVIDIA GeForce GTX 750, 1 GB or AMD Radeon HD 7850, 1 GB – DirectX: Versión 11 – Almacenamiento: 4 GB de espacio disponible



Periodista. Amante del cine y de los videojuegos. Siempre del lado Riquelme de la vida. Podra ver los captulos de Friends en un bucle infinito y no aburrirme nunca.


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: