Star Wars Squadrons Review: ¿De lo mejor que nos han entregado de la saga en materia de videojuegos?


EA finalmente lanzó el tan esperado Star Wars Squadrons. El juego nos invita a ponernos en la piel de un piloto de La Nueva República y del Imperio, tomar el control de los caza estelares y sumergirnos en distintos modos de batallas espaciales que nos sumergirán y nos harán sentir parte de este tan aclamado universo. Cuenta con la posibilidad de jugarlo en realidad virtual.

Se encuentra disponible para PC, PS4 y Xbox One.

Una campaña a modo tutorial

A grandes rasgos, la historia se ubica tras los acontecimientos de “El Retorno del Jedi. Mientras que La Nueva República lucha por la libertad, el Imperio busca mantener su clásico orden autoritario. Star Wars Squadrons nos invita a formar parte de ambas facciones, de una manera alterna, y tomar el control de los caza estelares para cumplir con las misiones que nos indiquen nuestros líderes.

El modo campaña tiene una duración aproximada de 8 horas (son 14 niveles en total). Más allá de la historia que se nos presenta en cada una de las facciones, su objetivo principal es prepararnos para el fuerte del juego: el modo online. Es por eso que estas misiones funcionan en realidad como una suerte de tutorial (aunque 100% entretenido) en donde aprenderemos a pilotear y probaremos los distintos tipos de caza estelares y los pros y contras que cada uno de ellos tienen.

Sentirse un piloto del Imperio o la República, nunca tan cercano

Además del ya mencionado modo campaña, el juego cuenta con la posibilidad de luchas online. Existen dos modos en esta instancia: Combate Espacial y Batallas de flotas. La primera en una batalla de 5 vs 5 que consiste en eliminar a los adversarios. Los primeros que lleguen a 30 ganarán la partida. La segunda también consta de batallas 5 vs 5, pero esta vez además el objetivo es destruir la nave capital enemiga, controlada por la IA, y, obviamente, proteger la aliada.

Las victorias en las partidas online nos otorgarán experiencia, que nos hará subir de rango. También recibiremos monedas (hay dos tipos). Con ellas podremos desbloquear armas para las naves (y mejoramientos generales) y también skins para las naves y nuestro personaje. Hay tantas opciones en este último punto que el juego nos incentiva a jugar una y otra y otra vez hasta obtener los ítems deseados.

Como jugadores contamos con la posibilidad de controlar completamente la nave que estemos utilizando.

La jugabilidad sólo es en primera persona. El manejo general resulta complicado en un comienzo, pero gracias al modo campaña y a los tutoriales con los que cuenta el juego es fácil ir entendiendo como manipular cada una de ellas. Tanto para el Imperio como para la República cuentan con cuatro tipos de naves que podremos elegir a la hora de las batallas:

• Cazas: son las más sencillas de pilotear. Están diseñadas para abatir a otras naves. Del lado de la Nueva República se puede usar el X-Wing, y del lado Imperial el TIE.

• Bombarderos: al ser más grandes, son más complicadas a la hora de manejar. Se sienten más pesadas, lentas. Se puede utilizar el Y-Wing (Nueva República) y el Bombardero TIE (Imperial).
• Interceptores: son naves rápidas, pero débiles. La Nueva República cuenta con el A-Wing y el Imperio con el Interceptor TIE.

• Naves de apoyo: son lentas, difíciles de pilotear. Están diseñadas para ayudar y proteger a los aliados. Está el U-Wing por parte de la Nueva República y el SegadorTIE/RP por parte del Imperio.

Los controles nos permiten sentirnos por completo un piloto de estas naves. No sólo controlaremos el movimiento general de ellas, sino también sus componentes: escudos, armas auxiliares y demás. Contamos además con la posibilidad de decidir en dónde queremos enfocar la energía de la nave –puede ser en el motor, los escudos o las armas–, según queramos o necesitemos atacar, defender o huir. Las naves en cuestión además pueden ser modificadas a nuestra preferencia en cuanto a armamento y funcionamiento. Se nos da la posibilidad de variar el estilo de los disparos, misiles, escudos y demás.

Cómo recrear una película y no morir en el intento

¿Alguna vez te imaginaste pilotear por las cercanías de Yavin Prime?, ¿Y por las de Esseles?, ¿Qué tal por Galitan? Sobrevolar estas zonas (y muchas más) ahora es posible gracias al gran apartado gráfico que nos ofrece Star Wars Squadrons. La ambientación es tan envolvente como impactante. Nos hace sentir completamente parte de este universo. Las cinemáticas, en algunas instancias, se sienten como ver una película de esta famosa franquicia. Si a su apartado gráfico le sumamos la ambientación sonora, la experiencia de sentirse un piloto del Imperio o la Nueva República incrementa un 100%. Los sonidos, al igual que sus gráficos, también son envolventes y nos meten de lleno en las batallas espaciales.

REQUISITOS DEL SISTEMA
MÍNIMO
: SO: Windows 10 64-bit – Procesador: Ryzen 3 1300X or better/i5 6600k or better
Memoria: 8 GB de RAM – Gráficos: Radeon HD 7850 or better/GeForce GTX 660 or better – DirectX: Versión 11 – Red: Conexión de banda ancha a Internet – Almacenamiento: 40 GB de espacio disponible
RECOMENDADO: SO: Windows 10 64-bit – Procesador: Ryzen 7 2700X or better/ i7-7700 or better
Memoria: 16 GB de RAM – Gráficos: Radeon RX 480 (Non-VR/Minimum VR) or Radeon RX 570 (Recommended VR)/GeForce GTX 1060(Non-VR/Minimum VR) or GeForce GTX 1070 (Recommended VR) – DirectX: Versión 11 – Red: Conexión de banda ancha a Internet – Almacenamiento: 40 GB de espacio disponible

Conclusión

Star Wars Squadrons sin lugar a duda es un título pensado 100% para los fans de la saga. Pese a esto, quienes no sean seguidores de este universo se encontrarán con una experiencia sólida y entretenida en materia de combates especiales. Su jugabilidad en general, las múltiples opciones a la hora de pilotear y lo envolvente de sus gráficos y sonidos hacen que Squadrons sea una experiencia por demás placentera. Un juego que logró cumplir con las expectativas que impuso con los contenidos presentados previos al lanzamiento.

Star Wars Jedi Fallen Order: El sabor de lo conocido.


Star Wars está de vuelta. La anticipación del episodio IX trajo consigo The Mandalorian en Disney Plus y un milagro de navidad para EA con un juego que no es horrendo o está lleno de micro transacciones, en forma de Star Wars Jedi: Fallen Order. Un juego de acción y aventura que le roba a todos los exponentes del género y logra ponerles el logo de Star Wars, sorpresivamente, no hace falta mucho más.

Leer más
Yaki Nozdrin

Periodista y crítica de cine. Aficionada de los videojuegos. Siempre del lado Riquelme de la vida. Podría ver los capítulos de Friends en un bucle infinito y no aburrirme nunca. PD: El Centro de Desarrollo desearía recordarle que el cubo de compañía no puede hablar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s