Golazo! 2 Análisis: Todos corriendo atrás de la pelota

1319

El estudio argentino Purple Tree Studios nos trae la secuela del buen arcade de fútbol “Golazo!” (s/n) que saliera hace unos añitos y se agregara con moderado éxito al paisaje de videojuegos del deporte rey, que supiera tener mil exponentes en los 90’s. No es inocente la referencia en tanto el título nacional tiene intenciones deshonestas con los fichines de fútbol de esa época pero incorporando modernidad y patrones de conducta del diseño 2.0.

Corre condenado

Cierro los ojos y me imagino haciendo el gesto que se ve en el video adjunto al grito de “NO HAY OFFSIDE AMIGO, PICA POR EL AMOR DE TODO LO QUE ES BUENO, PICAAAAA”. Acto seguido, el ñato que tiene la desgracia de jugar en mi equipo se queda rígido como el mármol pensando “yo solo vine a pasar un buen rato”. El concepto de Golazo! 2 no le escapa a ese mantra. No intenta competir con los gigantes del rubro. No puede, lo sabe, y su búsqueda es otra. Golazo! 2 es un arcade de fútbol un poco en la vena del famoso Kunio Kun pero sin los tiros especiales. No hay foules (con matices), ni offsides pero, como sucede con mis amigos, los futbolistas del juego tampoco pican, con lo cual, la gracia se pierde un poco. Por no decir por completo.

NO-HAY-ORSAI-CAPO

La entrega cuenta con 4 modos: Amistoso, Tour Callejero, Torneo, Liga Mundial. Los dos primeros se juegan con equipos callejeros de 3/4 futbolistas y los dos últimos con las selecciones en estilo fútbol 7. La jugabilidad es exactamente igual, con la diferencia de que en el fútbol callejero no hay arquero. Pero sacando eso, es lo mismo en esencia.

¿Quiénes son los míos?

Lo técnico director

De los apartados técnicos de Golazo! 2 el que me impresionó gratamente fue sin duda el visual. Acostumbrados al realismo insostenible de los títulos triple A, es una bocanada de aire fresco ver un videojuego de deportes que –es cierto, amparado por los recursos- se arriesga a algo distinto. Con una paleta de colores variadísima, buenos efectos de iluminación (sobre todo en el fútbol callejero) y diseños de jugadores interesante, Golazo! 2 acierta un pleno. Hay múltiples estadios y canchitas urbanas como para estar contento y sorprendido por la variedad. Sin embargo, hay un detalle negativo que sale mucho a la luz en el modo callejero y es que es bastante imposible saber quiénes son los jugadores propios y quienes los del rival. Sucede bastante cuando nos toca un partido nocturno y las camisetas pierden detalle lo que ocasiona que el modo más divertido se vuelva un carnaval del desconcierto.

Buenos replays

Esto en parte tiene que ver porque la jugabilidad de Golazo! 2 es más bien floja y las grietas se notan mayores en el modo callejero porque las dimensiones de la cancha son pequeñas y la gracia de correr y disparar desaparece muy rápido si en efecto no podes hacerlo. Un gran porcentaje de los tacles (rivales) son exitosos y un partido del título se transforma por arte de magia en un partido de FAFI donde van todos detrás de la pelota cagándose a patadas, nadie le da un pase a un compañero y la elaboración de una jugada es una quimera.

En teoría, esto es divertido. En teoría diría Homero.

Ah pero en la práctica

En la práctica, y en un videojuego de fútbol, con veinte años de deconstrucción constante del género arcade, nuestras manos buscan en el control soluciones que el título no tiene. Y eso no es culpa de Golazo! 2 en sí. No por completo. El arcade busca emular de alguna manera sensaciones dormidas o desaparecidas; la acción trepidante por fuera de lo regulatorio y realista de la simulación a la que nos acostumbramos. Sin embargo, hay una ausencia de muchísimas particularidades que lo habrían hecho un videojuego mucho más satisfactorio.

En el frío detalle –siempre menos constructivo de lo que uno desearía- Golazo! 2 es un arcade de fútbol de correr, esquivar y patear. No aporta más que eso. Hay un puñado de gambetas disponibles que no siempre se ejecutan al comando y cuando lo hacen, no necesariamente son exitosas. Los pases de cualquier estilo no tienen esa semi asistencia  que tienen los triple  A (y que se puede activar y desactivar) y para dársela a un compañero hay que enfrentarlo directamente y encomendarse a algún Patrono porque en casi ningún caso va a ser un pase completo. Disparar al arco requiere la misma dinámica. Es como que el aporte de arcade se pierde por una estricta simulación de lo real. Otro detalle bastante intrigante es el pequeño delay que tiene nuestro futbolista una vez que se levanta del cesped/suelo y hace que cotidianamente perdamos el balón.

Dato al margen, el juego se testeó en PC con un control Redragon, pero me han informado que no todos los controles soportados por Steam son reconocidos.

A nivel general, la jugabilidad de Golazo! 2 atenta bastante contra la gracia del adjetivo arcade que pretende llevar con orgullo y que si acierta en otros rubros técnicos como la parte visual o sonora que tienen un atractivo singular.

Requisitos del Sistema

MÍNIMO: SO: Windows 7 – Procesador: Intel Core i3 M380 – Memoria: 2 GB de RAM – Gráficos: intel HD – 4000 – Almacenamiento: 2 GB de espacio disponible

Golazo! 2

  • Jugabilidad4
  • Innovación 7
  • Gráficos9
  • Música y Sonido7
  • 6.8

    Score

    Golazo! 2 no es un mal videojuego, tiene particularidades que lo destacan y otras que lo abaten dentro del panorama nacional de desarrollos. Tal vez no sea un retroceso del título original, pero sin duda no parece un avance tampoco. Quedamos a la expectativa de una tercera, que como dice el refrán, suele ser la vencida.
User Rating: 5 ( 1Votes )


Gamer de muchos años. Creador de la comunidad Old Gamers. Redactor.


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: